ARTÍCULO

Smart working: 4 estrategias para optimizar los resultados trabajando desde cualquier lugar.

Los riesgos del “trabajo flexible”

El Smart working o trabajo flexible, es una nueva modalidad de trabajo caracterizado por la ausencia de vínculos de horario o de lugar (es decir, lo puedes realizar fuera de la oficina, en la orilla del mar, en el parque, en un espacio de coworking). Obtener resultados es el objetivo del smart working y, para alcanzarlo, es necesario repartir las actividades y los objetivos en un ciclo temporal (dentro del cual hay que alcanzar un determinado objetivo). Esta modalidad, al menos en la teoría, ayuda al trabajador a conciliar el tiempo de vida y el tiempo de trabajo, y a su vez, favorece un incremento de su productividad.

En los últimos meses incluso el sector inmobiliario ha probado esta nueva forma de trabajo y habrás notado, a tu pesar, la gran cantidad de energía que en realidad necesita. Algunos hábitos los has seguido teniendo incluso ahora, cuando ya era posible volver a abrir las agencias y las oficinas: ¿Pretendes negarme que lees y respondes a los correos electrónicos de trabajo en tu tiempo libre? ¿consigues cerrar la oficina y no trabajar
durante el fin de semana?

Para evitar caer en un estado de agotamiento y dependencia del Smart working y para que su uso sea sano, además de beneficioso, te sugiero algunos buenos hábitos, útiles para ti y para tu equipo.

1- Vuélvete estratégico

Para ser estratégico hay que tener confianza en nuestro proceso para tomar decisiones. Éste no puede basarse en certezas a prueba de bomba. Significa ser perspicaz, orientado al futuro, con una mentalidad abierta, proactivo, empezando con buen pie y tomando decisiones basándonos en intuiciones ponderadas, aunque supongan correr algún riesgo conscientemente.

Un método estratégico recompensa siempre. Si vives y trabajas al día te ahogas en un bucle extenuante de días siempre iguales: si realizas un modelo estratégico mirarás hacia adelante. Podrás tener en cuenta las posibles exigencias futuras para organizar el tiempo que dedicas al trabajo, liberando otro para respirar, recargarte y razonar sobre cómo y cuáles partes de tu actividad puedes delegar en tus colaboradores, según vaya creciendo el volumen de trabajo.

Tener una estrategia te dará claridad y planificación:
a) identifica los factores que necesitarás para transformar tu actividad
actual en una más estructurada y preparada para crecer;
b) concéntrate en tu posicionamiento en el mercado y reorganiza la
plataforma de la empresa de modo que sea atractiva para tus clientes.

2 – Cultiva tu “semana perfecta”

El smart working es una criatura que tiene que ser educada para que no
te devore completamente. Mientras trabajas desde casa, de hecho, es
muy fácil que aparezcan interrupciones y distracciones.
Un día normal para un agente inmobiliario es de por si ya bastante
complicado e intenso.

Por esto, es muy importante hacerte un favor a ti mismo y a tus
negocios y volver a tomar el control de tu vida. ¿Cómo?

Diseña tu día perfecto: por defecto, anota lo que te gusta hacer y lo que
no te gusta hacer, qué actividad harías en ese día, dónde y con quién.
Hazlo de forma seria, dedicándole todo el tiempo necesario. Hazlo
primero a nivel personal y después a nivel de empresa. Una vez que el
esquema esté preparado, expándelo a nivel semanal, de modo que
puedas aprovecharlo cada día un poco. Escríbelo todo y esfuérzate en
respectar esta “plan de trabajo anti estrés”. ¿El resultado? Tendrás más
tiempo para ti y afrontarás con más ligereza el trabajo, mejorando así
los resultados.

3 – Concéntrate en tus valores no negociables

Para vivir cada día de forma plena y no verte en una persecución de
supervivencia, es necesario tener claro cuáles son tus puntos no
negociables, esas cosas que tienen que ser respetadas
independientemente de los imprevistos cotidianos. Para poder ser “propietarios de nuestro sí” y “guardianes de nuestro no” responde a
estas preguntas sobre tu estilo de vida, vida personal y vida profesional:

  • ¿Duermo suficiente?
  • ¿Como y bebo de forma sana y adecuada?
  • ¿Le dedico tiempo al ejercicio físico al aire libre?
  • ¿Comparto mi tiempo con personas alegres y positivas?
  • ¿Qué me hace feliz? ¿Qué es lo que realmente necesito?
  • ¿Qué lugar ocupan mis relaciones personales y el trabajo?
  • ¿Qué tipo de organización y preparación requiere mi trabajo?
  • ¿Trabajo para sentirme realizado, para ganar suficiente, para vivir
    tranquilo o el bucle de la productividad es mi única razón para vivir?
  • ¿Soy un solitario o me gusta trabajar en equipo?

Responder a estas preguntas te puede dar la base para reconocer
cuáles son tus puntos no negociables en la vida y en el trabajo.
Para que sean realmente útiles y no se transformen en elementos que
nos bloquean, es necesario filtrar las respuestas: al final estos “no
negociables” deberán ser como máximo 9, escritos en un único folio de
papel.

Respetando tus no negociables, te sentirás bien contigo mismo y
estarás presente al 110% para tus seres queridos, tus compañeros de
trabajo y, no menos importante, para tus clientes.

4 – Practicar lleva a la perfección

Para muchos agentes inmobiliarios las presentaciones y los protocolos
son una actividad secundaria dentro del proceso de venta, reteniendo
en cambio prioritaria la fase de visita al inmueble o de la negociación.
Esto los pone en una posición desventajada respecto a aquellos
agentes que están preparados y saben trabajar con estas herramientas.

Para no quedarse atrás, dedica cada día un poco de tu tiempo
trabajando desde casa a crear contenidos y a hacer pruebas, para llegar
a conseguir conversaciones fluidas y profesionales con tus clientes.
Ejercítate hasta que domines completamente contenidos y
presentaciones. De esta forma, mientras la presentación avanza en la pantalla, podrás hablar sin dudas y con fluidez, dedicando toda tu
atención al cliente.

Sigue estos consejos y podrás de verdad conciliar la vida privada y el
trabajo, con resultados concretos en salud y productividad.
¡Incluso en smart working!

Autor: Gerardo Paterna

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s